MESOTERAPIA FACIAL: EFECTOS SECUNDARIOS

mesoterapia facial con vitaminas¿Puede tener complicaciones o efectos adversos la mesoterapia facial?

 Lo primero para responder de forma clara a esta pregunta, es conocer que la mesoterapia facial, siempre que sea realizada con una técnica correcta, es uno de los procedimientos más seguros que pueden realizarse para revitalizar la piel. Dicho esto, la respuesta a la pregunta es si, por supuesto. Y remarcamos que la aseveración inicial tiene como condición que sea realizada correctamente, lo que implica fundamentalmente el uso de productos adecuados.

 La mesoterapia es una técnica con más de 50 años de experiencia acumulada que consiste en inyectar en dermis sustancias que promuevan la revitalización de la piel.

Las malas prácticas en la mesoterapia, al experimentarse con todo tipo de sustancias y realizarse la técnica por parte de personal no experto, han resultado en múltiples complicaciones y el consecuente desprestigio de una técnica que es esencialmente segura y efectiva.

Mesoterapia facial : Complicacionesmesoterapia facial efectos secundarios

 Hay básicamente dos fuentes de complicaciones: las punciones en sí, y las sustancias inyectadas. Las primeras pueden ocasionar inflamación local, hematomas, o infecciones. La inflamación local, con enrojecimiento de la piel y edema (inflamación o hinchazón) es generalmente leve, transitoria –dura horas o como máximo dos días) y se resuelve sin secuelas. Como contrapartida, es inevitable, ya que surge de pinchar con una aguja en la piel. Los hematomas, en cambio, mucho menos frecuentes pero posibles, surgen por la lesión de vasos microscópicos de la piel ante la entrada de la aguja, suelen ser de muy poca importancia y desaparecen por si mismos sin complicaciones en pocos días. Además, pueden perfectamente disimularse con maquillaje mientras desaparecen.

En última instancia están las infecciones. Esta es una complicación siempre factible, teóricamente, por la presencia de bacterias en la piel. Pero en la realidad son una absoluta rareza, muy poco frecuentes. La piel por si misma se defiende muy bien de algún microorganismo que pudiera penetrar, y si esto se combina con una asepsia adecuada de la superficie cutánea antes del procedimiento y el uso de material estéril, las probabilidades de sufrir una infección importante se reducen drásticamente. Solo los microorganismos presentes en los folículos pilosos, -la raíz de los vellos y pelos-, permanecen a salvo de los procedimientos de asepsia de la piel, y constituyen la fuente habitual de infecciones cutáneas.

 En cuanto a las complicaciones derivadas de las sustancias administradas durante la mesoterapia, es fundamental destacar la importancia de que sean utilizados productos seguros para este fin, como el ácido hialurónico, vitaminas  o el silicio orgánico.

En mesoterapia corporal un compuesto de gel de poliaminoácido y D-glupiranosa comercializado como Alidya(R) resulta seguro al inyectarse en mesoterapia, pero en cambio hay quienes aplican otros productos con un perfil de seguridad mucho menos predecible. Por ejemplo, medicamentos o sustancias simpaticomiméticos para estimular la eliminación local de la grasa corporal, como yohimbina, aminofilina o cafeína. Estos han resultado, en algunos casos, en absorción sistémica y consecuente taquicardia, hipertensión y ansiedad en las pacientes tratadas. La inyección de derivados de plantas (Hamamelis, Melilotus…..etc) o enzimas puede a su vez resultar en alergias, inmediatas o retardadas, al contener proteínas extrañas al cuerpo.

También se han descrito infecciones por usar sustancias contaminadas con micobacterias, cuando no se siguen procedimientos normalizados y acordes a los estándares de calidad que la práctica de la medicina exige.

 Por eso es fundamental ponerse en manos de un profesional para la realización de un procedimiento de mesoterapia facial, y así poder aprovechar todas las ventajas que ofrece sin exponerse a riesgos innecesarios.

Dr. Federico Feltes

Para saber más :

Biorevitalización con vitaminas

Mesoterapia facial

No hay comentarios

Agregar comentario