Tratamiento del Acné en Madrid

Tratamiento del acné en Alcobendas y Madrid. Tratamiento específico para cada caso: tratamiento dermatológico, peeling , dermoabrasión o  láser para las cicatrices producidas por acné.

El acné es una enfermedad inflamatoria de la unidad pilosebácea. Es una de las patologías dermatológicas más frecuentes, afectando casi al 80% de los adolescentes entre los 13-18 años.

Representa el 25% de las consultas de Dermatología.

Su etiología es  multifactorial, puede durar muchos años, dejar cicatrices persistentes y causar problemas psicológicos importantes en el adolescente que lo padece.

Hoy en día, existen múltiples tratamientos médicos y estéticos para tratar el acné.

A la hora de elegir el tratamiento adecuado, debemos de tener en cuenta: el tipo de lesión (inflamatoria o no inflamatoria), la gravedad  y extensión de las lesiones y otros posibles factores asociados.

Se pueden observar distintos tipos de lesiones: no inflamatorias (comedones cerrados y comedones abiertos o puntos negros), inflamatorias superficiales (pápulas y pústulas), inflamatorias profundas ( nódulos y quistes) y lesiones residuales ( hiperpigmentaciones o cicatrices).

Las lesiones no inflamatorias, se producen por compactación de las células foliculares en el ducto, por tanto su aspecto mejora mucho con procedimientos exfoliantes y queratolíticos como son los peeling químicos  y la dermoabrasión.

Las lesiones inflamatorias, requieren tratamiento médico bien tópico o bien sistémico en función de su gravedad y extensión. (Antibióticos o isotretinoina)

Las lesiones residuales como manchas y cicatrices, se pueden tratar bien con peelings cuando son superficiales o con láseres cuando son más profundas.

  • Peeling químico y dermoabrasión:

Ambos procedimientos buscan una exfoliación de la capa córnea, que ayuda a regular la secreción sebácea y a desobstruir los ductos, disminuyendo las lesiones no inflamatorias del acné y dando a la piel un aspecto menos graso y más luminoso.

Para el peeling  se utiliza un producto químico ( ácido glicólico), que se aplica durante unos minutos en la piel después de una limpieza adecuada de la misma,   y se neutraliza posteriormente.

El paciente puede sentir sensación de picor durante la aplicación del ácido y tras el tratamiento enrojecimiento y en ocasiones descamación durante 24-48h.

La dermoabrasión se realiza con una punta de diamante,  tratándose de un procedimiento totalmente indoloro y sin ningún efecto secundario para el paciente.

  • Láser cicatrices de acné:

El láser que se utiliza para las cicatrices de acné es un láser fraccionado que genera pequeñas lesiones microscópicas localizadas que al regenerar producen nuevo tejido de colágeno, consiguiendo así la mejoría del aspecto de las marcas de acné.

Se requieren normalmente de 3-5 sesiones, que se realizan con periodicidad mensual. El tratamiento puede ser discretamente doloroso, por lo que puede realizar con aplicación de anestésico tópico previo. Tras el mismo, el paciente experimentará enrojecimiento y algo de inflamación durante 48-72 horas, pero se puede realizar vida normal con una adecuada protección solar.

Para saber más:


volver atras